Logo El Confidencial
controvertida HERENCIA

Primeras declaraciones de Bordiú tras la polémica del Pazo de Meirás

La comisión de expertos de la Xunta de Galicia ha elaborado un informe en el que se afirma que el pazo es recuperable para la Comunidad

Foto: Carmen Martínez-Bordiú en una foto de archivo.
Carmen Martínez-Bordiú en una foto de archivo.

La herencia de Carmen Franco, que falleció el 29 de diciembre de 2017, aún no se ha resuelto definitivamente. Hay dos puntos negros en esas últimas voluntades que dejó la matriarca del clan Martínez-Bordiú Franco que se han convertido en focos reales de polémica y problemas legales. Por un lado, el tema relacionado con el ducado de Franco, ya que el PSOE solicitó al rey Felipe que eliminara el título y el ministro Catalá (PP) aprobó un día antes de la moción de censura. Un gran favor de última hora. Y el otro aspecto de esta herencia calificada como “envenenada” tiene que ver con el Pazo de Meirás, residencia veraniega de Carmen Franco y sus hijos hasta el verano pasado.

En cuanto al Pazo de Meirás, la solución es mucho más complicada porque existen suficientes razones para recuperar por la 'vía civil' este patrimonio privado como un bien de titularidad pública. La comisión de expertos de la Xunta de Galicia ha elaborado un informe en el que se afirma que el pazo es recuperable, pero habría que pagar una indemnización a la familia Martínez-Bordiú Franco por las “obras de acondicionamiento, mejora y ampliación del edificio”. Ante este informe de sesenta páginas que dejaría en manos públicas el recinto familiar, Carmen Martínez-Bordiú está sorprendida. No ha recibido ninguna notificación, ni ella ni sus hermanos.

Nadie nos ha informado ni comunicado nada con respecto al pazo. No tengo ni idea y paso”, declara en primicia a esta web. Con respecto a la posible indemnización que le correspondería y que confirman los expertos, la actual duquesa de Franco también se inhibe: “Ni idea. Repito que no tengo ningún dato”.

Pazo de Meirás. (Archivo)
Pazo de Meirás. (Archivo)

Un título nobiliario de última hora

En cuanto al título nobiliario, la solución legal llegó de la mano del exministro de Justicia Rafael Catalá. El mismo día que se votaba la moción de censura en el Congreso de los Diputados, el titular firmaba la cesión que permitía renovar el título en la persona de Carmen Martínez-Bordiú, como adelantó en exclusiva Vanitatis. Para la protagonista, más que un triunfo sobre las peticiones políticas del PSOE era cerrar un capítulo que complicaba su vida con abogados y expertos en la materia.

En este caso, la intención de la primogénita es ceder en su día el título a su nieta Eugenia, hija de Luis Alfonso de Borbón y Margarita Vargas, duques de Anjou. Más de una vez Carmen ha explicado que ella dejó de ser duquesa de Cádiz y "no pasa nada". En este caso, Carmen explicaba a Vanitatis que "en cuestiones políticas nunca me he metido”, en referencia a las peticiones tanto del PSOE como de otros partidos que exigieron la desaparición de un título que representaba la imagen de la dictadura.

Famosos

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios