La vida anónima de Diego Torres (Urdangarin) en un restaurante de Sant Cugat
  1. Famosos
VIDA POSCÁRCEL

La vida anónima de Diego Torres (Urdangarin) en un restaurante de Sant Cugat

Condenado también en el caso Nóos, logró el tercer grado el pasado verano, después de haber presentado varias veces un contrato laboral indefinido. Trabaja con unos amigos

placeholder Foto: Diego Torres, exsocio de Iñaki Urdangarin. (EFE)
Diego Torres, exsocio de Iñaki Urdangarin. (EFE)

Hace ya más de un año que Diego Torres logró que una persona de su entorno le pusiera un contrato de trabajo indefinido sobre la mesa. Con ese documento, su entonces abogado intentó que le concedieran el tercer grado, algo que llegó el pasado verano. Desde entonces, el exsocio de Iñaki Urdangarin sale cada día para trabajar y vuelve a Can Brians 2 a pasar la noche. Además, tiene los fines de semana libres. Un régimen parecido al del marido de la infanta Cristina.

Ahora hemos sabido que Urdangarin vuelve a casa de su madre, a Vitoria, con un contrato laboral en un bufete de abogados. Nada que ver con su etapa anterior, la que le llevó a cometer delitos por los que cumple casi seis años de condena. El excampeón de balonmano, capitán de la selección española en sus años dorados, se diplomó en Empresariales después de varios años de estudios. Después, ya casado con la Infanta, cursó un máster en Esade. Y es acaso ese posgrado el que le podrá servir ahora para trabajar en un despacho legal.

placeholder Iñaki Urdangarin y Diego Torres, en el banquillo. (EFE)
Iñaki Urdangarin y Diego Torres, en el banquillo. (EFE)

Del mismo modo debe andar Diego Torres, exprofesor de Economía en Esade, cuyos conocimientos en gestión empresarial y deportiva están ahora al servicio de una cadena de restaurantes. Bueno, de una matriz con tres sucursales. El exsocio de Urdangarin trabaja en el restaurante de unos amigos, un local que abrió primero en San Cugat, en los años 90. Es un local famoso en la ciudad por su calidad y su decoración. Con una oferta de tapas y platillos, fue de los primeros del lugar en ofrecer este tipo de comida.

De San Cugat a California

El éxito fue rotundo y al cabo de un tiempo decidieron irse expandiendo, primero con una nueva oferta en Barcelona capital, y después con uno en San Francisco y otro en Palo Alto. Sí, sí, en California. La experiencia de Torres en Estados Unidos, donde vivió y trabajo un tiempo, hace décadas, podría serles útil. Imaginamos. Desde la empresa han declinado atendernos y las fuentes próximas al exempresario nos informan que trabaja como gestor.

placeholder Diego Torres, exsocio de Iñaki Urdangarin, entra en Can Brians 2. (EFE)
Diego Torres, exsocio de Iñaki Urdangarin, entra en Can Brians 2. (EFE)

La vida sigue, a veces no como queremos. Aunque en el caso de Torres parece que el camino se va allanando con el tiempo tras unos años convulsos. Ya con un trabajo estable, la familia sigue residiendo en la casa que compraron hace años con la ayuda del matrimonio Urdangarin de Borbón. La misma casa que puso a la venta hace un tiempo y que nadie compra. Quizás porque, aunque han bajado el precio varias veces, sigue siendo muy cara. En concreto, 1.450.000 euros por 500 metros cuadrados, eso sí, en la zona del golf, una de las mejores de San Cugat. Lo que podría parecer un problema se ha convertido en un remanso de paz.

Con permiso del juzgado, Torres vendió el resto de propiedades, entre las que había pisos en Menorca y en Barcelona, saldó su deuda (pagó la responsabilidad civil) y ya está en semilibertad. Al final, él, que siempre sufrió al compararse con su exsocio y su mujer, el profesor que decía que Urdangarin y la Infanta vivían mucho mejor que él, ha conseguido que sea al revés. Es Diego Torres, ahora, quien les lleva ventaja.

placeholder Piscina y parte del jardín de la casa de Diego Torres, a la venta.
Piscina y parte del jardín de la casa de Diego Torres, a la venta.

Iñaki Urdangarin Noticias de Famosos
El redactor recomienda