Marisa Jara se sincera sobre su lucha contra la báscula
  1. Famosos
Segura y poderosa

Marisa Jara se sincera sobre su lucha contra la báscula

La modelo reconoce abiertamente los problemas que ha tenido para aceptar su físico y cómo durante años fue una dura lucha contra la báscula que le pasó factura emocional

Foto: Marisa Jara, en una imagen de sus redes sociales. (Instagram @marisajarab)
Marisa Jara, en una imagen de sus redes sociales. (Instagram @marisajarab)

Hace tiempo que Marisa Jara decidió que no iba a luchar más contra la báscula y, con esa decisión, ganó la guerra. Ha dejado de obsesionarse con el peso y ahora lleva una vida sana en la que hace ejercicio de una forma saludable.

"Me cansé de estar peleando contra mi constitución, porque es una guerra continua y diaria", reconocía durante una entrevista para ‘La Razón’. Sin embargo, de esta batalla constante a la que se enfrentó durante el tiempo que ejerció de modelo convencional, le dejó cicatrices. No es la primera vez que Marisa Jara habla sobre el trastorno alimenticio que llegó a padecer. De esa bulimia diagnosticada todavía sufre las consecuencias.

"Voy a una nutricionista por mi pasado con la bulimia, porque, lo quieras o no, no deja de ser una enfermedad y de todo te queda siempre algo. Hay que estar alerta", reconocía abiertamente.

Un equilibrio al que ha llegado a pesar de su profesión, en la que el físico es clave y uno de los motivos de mayor presión para las modelos. “Las marcas me han recriminado mi peso con 55, con 60 y con 70 kilos”, afirmaba para el citado medio.

Asegurando también que, a su entender, el concepto ‘modelo de tallas grandes’ debería desaparecer, para Marisa no debería haber etiquetas. También afirma que las pasarelas no muestran la realidad de la calle, “hay mucha falsedad con el tema”.

Con los pies en la tierra, Marisa afronta su trabajo de una forma muy diferente a como lo hacía cuando era más joven. Ahora tiene una mayor madurez y la vida no siempre se lo ha puesto fácil. Sin embargo, ella siempre ha sido capaz de plantarle cara a todo lo que se le ha puesto por delante sin renunciar a sus sueños, aunque en más de una ocasión ha tenido que aplazarlos, cruzando los dedos para que no fuera de forma indefinida.

Parece que su actitud ha funcionado, porque no ha tenido que ser así. De hecho, en lo personal las cosas van estupendamente para ella, que tiene nuevos proyectos en marcha y los antiguos no dejan de darle alegrías. Ese es el caso de su firma de joyas, Jadejara, con piezas que ella diseña y en las que pone parte de su alma.

En lo personal parece que los vientos también soplan a su favor. A pesar de que a principios de año rompía con quien había sido su pareja, el empresario Miguel Almansa, parece que la segunda oportunidad que se dieron tiempo después, en el mes de marzo, ha servido para afianzar la relación. “Mi lugar favorito del mundo es a tu lado”, escribía la modelo en sus redes sociales hace solo unas semanas en una fotografía junto a su pareja, dejando claro que lo suyo va en serio.

Lo tienen tan claro que han retomado los planes que tenían antes de pausar su relación, los de formar una familia, algo que siempre ha estado en la mente de Marisa y que planeaba hacer como madre soltera hasta que en su vida se cruzó Miguel. Ella lo tiene claro, quiere ser madre y este es uno de esos planes a los que no quiere renunciar.

Precisamente, fue durante un tratamiento de fertilidad cuando le detectaron un tumor maligno y tuvo que ser intervenida para extirparle del estómago un liposarcoma peritoneal; cinco meses después, de nuevo tuvo que ser intervenida para que le quitaran un mioma del útero. En total, Marisa ha tenido que pasar 19 veces por el quirófano, la última de ellas hace escasos meses. “Lo importante es que tiene solución y que yo a pesar de todo estoy feliz porque sé que lo voy a conseguir”, escribía tras anunciar que le habían detectado el mioma.

“¡No pasa nada!”, les escribía a sus seguidores tras compartir las amargas noticias. “Soy muy positiva y no voy a dejar de luchar por mi sueño y esto no es nada comparado con lo que he pasado”. Ahora que ha transcurrido tiempo y los médicos parecen contentos, Marisa ha retomado el tratamiento hormonal que se estaba haciendo cuando le detectaron el mioma.

Marisa Jara
El redactor recomienda