Logo El Confidencial
PODEROSO CABALLERO ES DON DINERO

La misteriosa herencia de Karl Lagerfeld: siete herederos... y un gato mimado

Además de un contable octogenario desaparecido y un sospechoso y millonario enredo fiscal

Foto:  Karl Lagerfeld, en una imagen de 2017. (Getty)
Karl Lagerfeld, en una imagen de 2017. (Getty)

Al káiser de la moda, Karl Lagerfeld, nada le gustaba más que causar sensación. Y aunque lleva muerto desde febrero del año pasado, a buen seguro estaría disfrutando con el último gran revuelo que se ha montado en su nombre: el disputado reparto de su fortuna, que algunas fuentes elevan hasta 440 millones de euros.

Los afortunados beneficiarios son una colección de modelos masculinos y antiguos empleados –además de su joven ahijado e incluso su querido gato– que ahora están discutiendo entre ellos sobre a quién quería el modisto más y, por lo tanto, quién debería recibir la mayor tajada del botín.

Para añadir un mayor misterio al asunto, el contable de Lagerfeld, de 87 años, ha 'desaparecido' de la escena. Entonces, ¿dónde está todo el dinero? ¿Y son ciertos los informes de que el minino Choupette está a punto de convertirse en un gatito muy rico?

 Claudia Schiffer y Karl Lagerfeld. (Getty)
Claudia Schiffer y Karl Lagerfeld. (Getty)

Famoso por sus sempiternas gafas de sol, pelo blanco en coleta y vaqueros negros, Karl Otto Lagerfeld creó su propia iconografía con una cuidada imagen y multitud de historias sobre sí mismo, en muchos casos inventadas para salvarle de su mayor miedo: el aburrimiento. Su carrera en la moda comenzó después de ganar un concurso de París en 1954. Fue contratado por Balmain y más tarde pasó a Fendi y a Chanel, sello del que fue director creativo desde 1983.

Al alemán, que dijo de la princesa Diana que era "guapa y dulce, pero estúpida", le disgustaba viajar de cualquier otra forma que no fuera en un jet privado, las manicuras, los hombres bajitos y feos, los autoservicios, los teléfonos, el olor de la cocina, la carne, el arroz, las reuniones de cualquier tipo, la Nochevieja y "todos los niños".

[Leer más: Este es el motivo por el que Karl Lagerfeld siempre llevaba gafas de sol]

Su hogar era un espectacular piso en París de nueve habitaciones edificado en el siglo XVIII donde dormía en una cama que una vez usó María Antonieta. También era propietario de una casa en Vermont, otra en Biarritz y un lujoso apartamento en Mónaco. Además de una biblioteca con 300.000 volúmenes, más de 1.000 de sus camisas blancas y, entre otras posesiones materiales, un Rolls-Royce Phantom descapotable con un precio cercano al medio millón de euros.

El diseñador, en 1984. (Getty)
El diseñador, en 1984. (Getty)

De hecho, una de las razones del retraso en dilucidar el reparto de su legado es calcular a cuánto asciende y resolver un lioso entramado entre sospechas de fraude fiscal por parte del Ministerio de Hacienda francés. Se calcula que Lagerfeld, a través del que fuera su contable durante 30 años, Lucien Frydlender, creó un entramado de empresas para evadir millones en impuestos no pagados. Frydlender no atiende llamadas y se encuentra prácticamente desaparecido, lo que no ayuda desde luego a arrojar luz sobre el caso.

Al fallecer el káiser sin parientes cercanos, se ha especulado a menudo con que dejaría su fortuna a su amado gato birmano Choupette, aunque según asegura el 'Daily Mail', no hay posibilidad legal de que eso pueda ocurrir. El testamento, archivado en el paraíso fiscal de Mónaco, incluye según la prensa francesa siete beneficiarios, y los siete son humanos.

Cinco de los siete son los 'chicos de Karl', jóvenes que se convirtieron en sus musas a lo largo de los años. El diseñador los describió así: "No les pongo etiquetas. Los veo como una familia. No tengo familia, así que es bueno tener hijos, pero sin los problemas desagradables que los hijos pueden crear".

 Baptiste Giabiconi y Karl Lagerfeld. (Getty)
Baptiste Giabiconi y Karl Lagerfeld. (Getty)

La lista de potenciales beneficiarios de la misteriosa fortuna incluye para empezar a Sébastien Jondeau, su guardaespaldas y hombre de confianza durante dos décadas, quien se dice cogió de la mano al diseñador en el momento de su muerte y al que los medios galos califican como su principal heredero. Luego está Baptiste Giabiconi, de 31 años, el modelo francés que era "como un hijo" para el diseñador, tras conocerse en 2008 cuando tenía tan solo 19 años. Giabiconi se convirtió entonces en la principal musa de Lagerfeld, que tenía una imagen suya tallada en chocolate belga.

Françoise Caçote, la cuidadora de Choupette; Hudson Kroenig, su ahijado al que llamaba 'pequeño príncipe'; Brad Kroenig, su padre y exitoso modelo; Caroline Lebar, su directora de comunicación, y Jake Davis, otro amigo modelo, completan la lista y a buen seguro recibirán varios millones cada uno, aunque aún no se sepa cuántos ni cuándo podrán disponer de ellos.

Celebrities

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios