La noche que Steve McQueen perdió los papeles con la tía de Isabel Preysler
  1. Celebrities
UN ICONO DE MODA

La noche que Steve McQueen perdió los papeles con la tía de Isabel Preysler

Poca gente sabe es que el gentleman por excelencia, el icono más cool de Hollywood era familia de la socialite

placeholder Foto: Steve McQueen y Neile Adams. (Cordon Press)
Steve McQueen y Neile Adams. (Cordon Press)

La hipótesis de los seis grados de separación, que prueba que cualquier persona de la Tierra puede estar conectada con otra a través de una cadena de conocidos, no sería necesaria a la hora de unir a Isabel Preysler y el actor Steve McQueen. La segunda vuelve a la actualidad porque cumple 70 años.

[LEER MÁS: La noche en que Travolta unió a Isabel Preysler y al marqués de Griñón]

Lo que resulta más extraño es que, de la mano del protagonista de 'La gran evasión', nos acordemos también de la reina del azulejo por la relación que existe entre ellos y que no todo el mundo conoce. ¿Qué une al gentleman del cine por excelencia y a la estrella del papel corazón?

placeholder  Isabel Preysler. (Getty)
Isabel Preysler. (Getty)

El enlace insospechado

Una persona es la clave para tan inesperada conexión: Neile Adams, una actriz y bailarina filipina cuya carrera apenas habría salido del anominato si no fuera porque se convirtió en la primera mujer del protagonista de 'La gran evasión' y también en la madre de sus dos hijos. Neile es, además, tía de Preysler, por lo cual su nieto, el joven actor Steven R. McQueen, es primo de Enrique, Julio José y Chábeli.

La vida de la tía de Isabel Preysler, nacida en Manila en 1932, fue una auténtica aventura. Hija de una bailarina, cuando era tan solo una niña fue encarcelada por los japoneses durante 18 meses durante la Segunda Guerra Mundial. Sus padres la habían dejado al cuidado de unos parientes en el momento en el que los japoneses ocuparon Manila. Durante la liberación de la isla a cargo de las Fuerzas Aliadas, fue herida en una pierna y, por fortuna, no le ocurrió nada grave ni peligroso para su salud.

placeholder McQueen y Neile Adams. (Cordon Press)
McQueen y Neile Adams. (Cordon Press)

Con la experiencia de la guerra a sus espaldas, y antes de convertirse en actriz y bailarina, se trasladó con su madre a Estados Unidos. Llamativa por su belleza, uno de sus primeros trabajos fue el de posar para revistas sobre crímenes, algo bastante inusual e incluso escandaloso en la época. Pocos años después destacaría su labor como actriz y bailarina con un poco de apoyo de su madre, que conocía bien esta última profesión. Tras su debut en el musical 'Kismet', conoció a Steve McQueen y acabaron enamorándose. Aunque ejerciese de eterna secundaria en muchas películas, su trabajo como intérprete le sirvió para intimar con él y vivir 16 años de un matrimonio que acabaría siendo un auténtico tormento.

En unas memorias publicadas hace unos años, Neile hablaba de lo que ocurrió el día que confesó a su marido, preso de los celos como en otras tantas ocasiones, que había tenido un breve affair con el también actor Maximilian Schell. Pese a que los dos hijos de la pareja dormían plácidamente en el dormitorio de al lado, McQueen empezó a gritar como un loco, la amenazó con una pistola que estaba descargada y le dio un golpe con ella en la cabeza. "¿No podías haberlo hecho con un electricista o un fontanero al menos? ¿Por qué has tenido que hacerlo con una estrella de cine", le gritaba él.

La traumática escena ocurrió en 1970, cuando él ya había protagonizado éxitos como 'Bullit' o 'El caso de Thomas Crown', cintas que pasaron a convertirlo de joven problemático a estrella de masas. Dos años después de la discusión que casi acaba en desastre, el matrimonio se acabaría rompiendo pese a que la tía de Preysler había sido una pieza fundamental en la carrera de él, ya que leía sus guiones concienzudamente y era la mejor consejera a la hora de acertar en la elección de sus personajes.

placeholder Neile Adams, en 2008. (Getty)
Neile Adams, en 2008. (Getty)

A sus 88 años y todavía requerida por su relación con el actor, no se sabe si mantiene o no contacto con su sobrina Isabel, pero el parentesco está registrado incluso por IMDB (Internet Movie DataBase), una página de cine poco dada a los personajes como Preysler, nuestra reina de corazones, la inesperada familia política de la estrella de cine más canalla de la historia.

Isabel Preysler Mario Vargas Llosa Guerra
El redactor recomienda