7 cambios que la meditación provoca en nuestro cerebro
  1. Estilo
  2. Ocio
Neuroplasticidad

7 cambios que la meditación provoca en nuestro cerebro

La meditación nos ayuda a mejorar nuestro estado de ánimo, así como a tener una mayor concentración, ¿pero sabes cómo afecta a nuestro cerebro? Te lo contamos

Foto: Cambios que la meditación provoca en tu cerebro. (Pexels/ Luiz Clas)
Cambios que la meditación provoca en tu cerebro. (Pexels/ Luiz Clas)

Aunque ahora sea una de las tendencias del momento, lo cierto es que la meditación es una práctica ancestral que ha demostrado tener numerosos beneficios. Durante la meditación concentras tu atención, eliminando el flujo de pensamientos confusos que tienden a bombardear nuestra mente, provocándonos situaciones de estrés y ansiedad. A través de esta práctica podemos encontrar una sensación de paz interior, de calma y de tranquilidad.

Sin embargo, ha demostrado tener otros muchos beneficios que consigue modificando la estructura del cerebro o neuroplasticidad. Al meditar, determinadas áreas del cerebro se ven afectadas, principalmente aquellas relacionadas con las emociones, la atención y la memoria. El tiempo y los estudios específicos relacionados con el tema han demostrado que meditar a diario y de forma constante puede potenciar ciertas capacidades.

Cambios en el cerebro

placeholder Cambios que la meditación provoca en el cerebro. (Unsplash/ Le Minh Phuong)
Cambios que la meditación provoca en el cerebro. (Unsplash/ Le Minh Phuong)

Para conocer un poco más sobre las consecuencias positivas que la meditación puede tener sobre nosotros, no son pocos los estudios que se han realizado, algunos de ellos atendiendo a los cambios que se producen concretamente sobre nuestro cerebro. Un estudio publicado en ‘Psychiatry Research Neuroimaging’ dejó interesantes resultados, tras analizar los efectos que ocho semanas de meditación, durante media hora al día, tenían sobre los sujetos estudiados.

Determinó que la zona izquierda del hipocampo incrementaba su tamaño, un espacio responsable del aprendizaje, así como de las capacidades cognitivas, la memoria y algunas emociones. Por otro lado, la materia gris de la amígdala disminuye, lo que hace que se reduzca la ansiedad, el estrés y también el miedo.

placeholder Cambios que la meditación provoca en el cerebro. (Pexels/ Elina Fairytale)
Cambios que la meditación provoca en el cerebro. (Pexels/ Elina Fairytale)

Afecta también a la hora de reducir los niveles de dolor físico y emocional porque modifica nuestra percepción del mismo, a causa del aumento del grosor de la corteza cingulada y parte del sistema límbico, que incide sobre este aspecto, así como sobre algunas emociones, la atención y la memoria. Además, aumenta la empatía y la compasión gracias a la unión temporoparietal.

Otros estudios han señalado que, las personas que meditan, tienen una mayor consciencia del cuerpo, gracias a lo conseguido a través de la práctica, por ejemplo tienen más desarrollada la ínsula, que regula la conciencia interna del cuerpo, como la respiración o el latido del corazón, pero también una mayor consciencia externa, como el tacto, gracias a la corteza somatosensorial.

placeholder Cambios que la meditación provoca en el cerebro. (Unsplash/ Faruk Tokluoğlu)
Cambios que la meditación provoca en el cerebro. (Unsplash/ Faruk Tokluoğlu)

También ha quedado demostrado que la meditación retrasa el envejecimiento cerebral gracias al aumento de la materia gris en determinadas zonas del mismo. Esto hace que el cerebro se deteriore en menor medida o de una forma más lenta que de no haber practicado meditación de forma constante.

Cuando respiramos profundamente, nos relajamos o meditamos, el cerebro activa las ondas Alfa, características de los estados de felicidad y relajación. Estas ondas son las responsables de la liberación de endorfinas, que mejoran la calidad de los procesos mentales. Generar una mayor cantidad de ondas alfa nos ayuda a estar más relajados, obteniendo mayores beneficios para el cerebro, puesto que son la base para mejorar el potencial de nuestra mente.

Beneficios de la meditación

Como hemos visto, todos estos cambios que experimenta el cerebro de una persona que medita de manera constante contribuyen de un modo evidente a algunas de las mejoras físicas y emocionales que se experimentan. Mejora nuestra capacidad de atención, reduce los síntomas de ansiedad y estrés, así como los problemas derivados de ellos, como fortalecer el sistema inmunológico, también se ha demostrado de gran utilidad para reducir el dolor. Nos ayuda a dormir mejor, a conocernos mejor y a buscar la paz interior, promueve la empatía y mejora las relaciones sociales.

placeholder Cambios que la meditación produce en el cerebro. (Unsplash/ Sigmund)
Cambios que la meditación produce en el cerebro. (Unsplash/ Sigmund)

La meditación ha demostrado ser una práctica muy beneficiosa, aunque nunca tiene que ser sustitutivo de un tratamiento médico, es más un acompañamiento, una ayuda que nos puede ayudar a enfrentarnos con mayor claridad a nuestras emociones, afrontando los problemas de una manera más calmada y con mayor control sobre nosotras mismas.

Tendencias
El redactor recomienda