Logo El Confidencial
aniversario del compromiso de Felipe y letizia

El de Laura Ponte y otros matrimonios que no sobrevivieron a la boda real

Este aniversario del anuncio del compromiso de los reyes Letizia y Felipe será también un recuerdo para todas estas parejas que ese año compartían domicilio conyugal

Foto: Laura Ponte y su exmarido Beltrán Gómez-Acebo en una fotografía de Cordon Press.
Laura Ponte y su exmarido Beltrán Gómez-Acebo en una fotografía de Cordon Press.

Cuando el príncipe Felipe y la periodista Letizia se encontraron en casa de Pedro Erquicia en una cena amañada para que el hoy Rey conociera a la presentadora del telediario, ninguno de los presentes -ni ellos mismos- imaginaban que tras ese encuentro acabarían casándose, un año después, el 22 de mayo de 2004. La tarde del 30 de octubre, Terelu Campos lanzaba un mensaje en clave desde su programa en el que aseguraba que el Príncipe tenía una novia periodista que respondía al nombre de magdalena (Ortiz). Solo los colaboradores más los responsables directos de la cadena sabían de quién se trataba.

Ahí quedó la información que revolucionó las redacciones. Esa noche Letizia Ortiz se encargaba de presentar junto a Urdaci el telediario de la noche. Al día siguiente salía a las siete de la de mañana de su piso de Valdebernardo, al que nunca volvió. Al día siguiente, 1 de noviembre, la Casa Real anunciaba con un comunicado el compromiso del heredero y la periodista de TVE. En la festividad de Todos los Santos se cumplen quince años de aquella tarde en que por fin el príncipe había encontrado a su princesa.

Doña Letizia el día de su boda con su padre. (Getty)
Doña Letizia el día de su boda con su padre. (Getty)


Y un año después se celebró la boda solemne en la catedral de La Almudena, a la que acudieron miembros de doce casas reinantes, otras tantas sin corona y cerca de mil invitados. Quince años después algunas de las parejas a las que se consideraba públicamente unidas y felices se divorciaron en este periodo de tiempo.

De Rosario Nadal a Laura Ponte o Preysler

Carolina de Mónaco y Ernesto de Hannover, en la recepción preboda de los futuros Reyes de España. (Getty)
Carolina de Mónaco y Ernesto de Hannover, en la recepción preboda de los futuros Reyes de España. (Getty)

Entre estos personajes conocidos se encuentran miembros de la realeza como Kyril de Bulgaria y Rosario Nadal, que después de veinte años de matrimonio y tres hijos decidieron organizar su vida por separado. Se casaron en la catedral de Palma igual que su 'prima' (así se llaman entre ellos) Simoneta Gómez-Acebo y José Miguel Fernández Sastrón. En este caso, la separación coincidió con la de su hermano Beltrán y Laura Ponte en el 2009.

En ambos casos aseguraron que no había terceras personas. La primogénita de la infanta Pilar ha tenido sus tonteos y el exmarido vive con su novia desde hace ocho años. El caso más llamativo es el de Carolina de Mónaco. En la boda de los Príncipes tuvo que hacer el paseíllo en solitario. Ernesto de Hannover se había acostado cuando ella se preparaba para acudir a la catedral de La Almudena. Ese punto de inflexión marcó una separación de hecho, que no de derecho.

Carolina sigue siendo Alteza Real y si se divorciara, perdería ese rango. Ha preferido mantener la distancia geográfica a ser de nuevo una mujer soltera con pérdida de lugar en el Ghota europeo. A este grupo de divorciados reales se unieron Marta Luisa de Noruega y Ari Behn. Catorce años de convivencia y tres hijas en común. El exmarido, escultor, pintor y escritor, como él mismo se definía, publicó tiempo después un libro de dibujos al que bautizó con el nombre de 'El infierno'. En una de la páginas aparecía una princesa con una tiara que Ari Behn titulaba: 'Cien golpes antes de irme'. No hubo declaraciones de ningún tipo por parte de la Casa Real noruega.

Y las separaciones más recientes...

Otros personajes que hace quince estaban con su pareja inicial eran Patricia Rato y Espartaco, hoy felizmente emparejados cada uno por su lado (su tío Rodrigo Rato lo hizo público un año antes). En cuanto a Felipe González y Carmen Romero, hacía tiempo que los amistades íntimas sabían que ya no formaban parte de una unidad familiar.

Los casos mas llamativos de esta última temporada fueron Mario Vargas Llosa, que se enamoró perdidamente de Isabel Preysler y dejó a Patricia, con la que había celebrado meses antes sus bodas de oro. A sus íntimos les dijo que no iba a dejar pasar su último tren. Una frase que también utilizó el periodista Pedro J. Ramírez una mañana cuando le llevó el desayuno a la cama y le dijo lo mismo a Ágatha Ruiz de la Prada.

Famosos

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios