Sí, también puedes cuidar tu piel de acuerdo con las fases lunares
  1. Estilo
  2. Belleza
TRUCOS BEAUTY

Sí, también puedes cuidar tu piel de acuerdo con las fases lunares

Las fases lunares afectan a las mareas, los animales y a cómo nos sentimos nosotros. Aprende qué cuidados debes proporcionarle a tu piel dependiendo de cómo esté la luna y resplandecerás

placeholder Foto: Pexels Sunsetoned.
Pexels Sunsetoned.

No importa si eres de las que siempre pregunta a las personas de qué signo del Zodiaco son y siempre sabes cuándo está Mercurio retrógrado o si, por el contrario, tu conocimiento en astrología no va más allá de afirmar que en el cielo está las estrellas y los planetas. Lo que es innegable es que las diferentes fases de la luna nos afectan, aunque no seamos conscientes de ello, y por eso podemos usar ese conocimiento para ajustar nuestras rutinas de belleza a nuestro estado anímico y cutáneo.

“La vibración que emite este cuerpo celeste impacta de forma notable en nuestras emociones y estado de ánimo. Su atracción gravitacional es la encargada de crear las mareas oceánicas que suben y bajan aproximadamente cada 12 horas, y que también siguen ciclos de dos semanas”, explica Sara Gomar, astróloga transpersonal y psicológica y fundadora de Astro Realización. Y como nuestro cuerpo humano está compuesto por un 60% de agua, “notamos la influencia lunar en nuestros líquidos corporales”, añade. Por no hablar de su influencia en las plantas y en los animales.

Foto: Victoria Beckham. (Reuters)


El principal problema es que con el ritmo tan frenético que llevamos ahora nos hemos desconectado de nuestros ritmos naturales, por lo que es importante que comencemos a observar la luna de nuevo, para empezar a reconectarnos. “Cada mes tenemos la oportunidad de desprendernos de emociones tóxicas y bloqueos físicos, sincronizándose con ella. Con cada fase lunar experimentamos una limpieza energética y nuestra energía y emociones fluctúan con su ciclo. Tener en cuenta esos cambios te ayudará a vivir en armonía contigo misma”, asegura Gomar. Y ¿por qué no? También puedes emplear este conocimiento ancestral para programar tu rutina beauty tanto facial como corporal.

placeholder Sanni Sahil para Unsplash.
Sanni Sahil para Unsplash.

La aromaterapia también es una gran aliada para cambiar tu estado de ánimo y aportarte un extra de energía o de sosiego cuando más lo necesites. Nathalia Arango, copropietaria del centro especializado en el cuidado y en el bienestar personal Opuntia Organic, te cuenta cuáles son las diferentes formas de practicarla:

Toma un baño y agrega unas gotas de aceite al agua.

Agrega el aceite esencial a una botella de agua con pulverizador y rocía la mezcla en tu almohada o en tu habitación.

Pon un par de gotas en tu mano y frota ambas palmas antes de olerlas.

Viértelo en su difusor de aire para que pueda esparcirse en tu habitación.

Compra velas de aromaterapia y enciéndelas antes de acostarte.

Mezcla el aceite esencial con otro portador –almendra dulce, coco o argán, por ejemplo– y frota la mezcla en pies, manos, frente, cuello, muñecas y pecho.

Foto: Descubre todo lo que las nueces de macadamia pueden hacer por ti. (Imaxtree)


Luna nueva

“Siempre es un buen momento para un automasaje, pero siguiendo tu intuición seguro que puedes acoplar tus aceites, esencias y maniobras más especificas a cada ciclo lunar y así unirte a la energía del universo en vez de ir a contracorriente”, comenta Arango. En esta fase, “la energía concentra su máximo potencial, representa un instante semilla en el que cerramos un ciclo y abrimos uno nuevo. Es tiempo de inspiración y de visionar todo lo que se desee poner en marcha. También es el periodo idóneo para frenar el ritmo de la vida, descansar y recuperar fuerzas”, añade la astróloga.

Aprovecha para limpiar, exfoliar, regenerar y renovar tu dermis con ayuda de tratamientos de limpieza profunda. Lo ideal aquí es que recurras a texturas más ligeras, más acuosas y aceites con ácidos grasos más bajos, como el de maracuyá. Lavanda, manzanilla y hierbaluisa serán tus aliados en aromaterapia y ¿la mejor manera de darle unos mimos extra a tu rostro? “Tras la limpieza, siéntate y, con las palmas abiertas, lleva tus pulgares del centro de la cara hacia afuera, y desde tu frente hacia tu escote. Este gesto despejará tu mente y la liberará de pensamientos, así como ayuda a tu piel a relajarse y arrastrar toxinas”, aconseja la experta en belleza holística.

Luna creciente

Aquí toca hacer crecer tus energías, intenciones, acciones y actitudes. “En este periodo las semillas ya están brotando, nuestros proyectos están viendo la luz y se van desarrollando; así que será genial si incrementas tu actividad física”, relata Gomar. Eso sí, hay una mayor acumulación de agua en el cuerpo, por lo que puedes aprovecharla para nutrir y tonificar la piel, aunque tampoco está mal que recurras a productos drenantes si ves que es necesario.

Aprovecha para aplicar un sérum iluminador, tanto de día como de noche, así como para usar bálsamos con ácidos grasos altos, siempre acompañados de los movimientos adecuados: “Siéntate y, con ayuda de tus nudillos presiona tus músculos, del centro del rostro hacia afuera, como si intentaras unirlos a los huesos. Este gesto refuerza tu energía y revitaliza la musculatura”, sugieren desde Opuntia Organic. Los aceites esenciales de canela, menta y romero son perfectos aquí.

Luna llena

“Las emociones se intensifican durante este ciclo y pueden ayudarte a purificarte de enfados reprimidos. Es tiempo de culminación de procesos y de revelaciones importantes, así como de fuerza y energía. La creatividad es más intensa y los sueños más vívidos, intuitivos y ricos en imágenes, aunque puede que incluso te cueste dormir”, afirma la fundadora de Astro Realización. Aquí tienes que canalizar el exceso de energía, pero también puedes disfrutar, mimarte y consentirte un baño de espuma o un masaje de aceites esenciales. ¿Los mejores para este instante? Los de ciprés, zanahoria y pomelo.

Atenta a los aceites de absorción rápida, como el de camu camu, y a los productos que sellan los poros y conservan la humedad para mantener la hidratación. El automasaje que propone la experta de belleza consultada es: “Estando acostada, antes de dormir, presiona con la punta del los dedos corazón en el inicio de tus cejas y extiende esa presión hacia a tus sienes; después de los laterales de la nariz hacia las orejas, y desde la comisura de los labios al contorno de la mandíbula. Termina con dos o tres bostezos, que es un gesto que descarga la tensión y disipa la carga energética del rostro”.

placeholder Pexels Sunsetoned.
Pexels Sunsetoned.

Luna menguante

Es una etapa de aceptación y de liberación, lo que la hace perfecta para aplicarte una mascarilla detox o para hacerte un tratamiento que te ayude a eliminar células muertas, toxinas y metales pesados. “Toca pararse, relajarse y dejar ir aquello que ya no sirve. Es el periodo ideal para dejar atrás lo que ya no vibra con nosotras, como relaciones tóxicas, un trabajo que no nos llena o un mal hábito”, aconseja la astróloga transpersonal y psicológica.

Arango, por su parte, plantea “los aceites de lavanda, jazmín, palo santo. Sosteniendo y presionando ligeramente tu mentón eleva tu cara y llévala hacia atrás –puedes hacerlo sentada o acostada–, extiende hasta sentir cómo tensa el sublingual; repite el movimiento varias veces para disminuir la tensión de tu rostro”.

Experimenta modificando tu rutina de belleza en función de las fases de la luna y notarás que tus cuidados de belleza se vuelven más divertidos; así como también disfrutarás de tener una excusa para priorizar intencionalmente tu cuidado personal, tanto exterior como interior.

Tendencias de belleza
El redactor recomienda