Aceite de macadamia: todos los beneficios que aporta a tu rutina cosmética
  1. Estilo
  2. Belleza
Un lujo para tu piel

Aceite de macadamia: todos los beneficios que aporta a tu rutina cosmética

Lo encuentras en muchas listas de ingredientes de tus productos 'beauty', pero quizá desconoces alguna de las múltiples virtudes de las que presume este exótico componente

Foto: Descubre todo lo que las nueces de macadamia pueden hacer por ti. (Imaxtree)
Descubre todo lo que las nueces de macadamia pueden hacer por ti. (Imaxtree)

La macadamia es un fruto de un árbol originario de Australia, que puede alcanzar hasta los doce metros de altura. Sin embargo, ahora su cultivo se ha extendido por varios países, entre los que destacan Kenia o Madagascar. Como consumidora de belleza, tienes que prestar atención a sus frutos, las nueces de macadamia. “Es uno de los frutos secos con mayor proporción en ácidos oleicos que existe, además de contener ácido palmitoleico (ácido graso omega 7), ácido linoleico y vitamina E”, apunta Estefanía Ferrer, ingeniera química y fundadora de LICO Cosmetics.

placeholder Apunta: el ácido palmitoleico es un gran aliado. (Imaxtree)
Apunta: el ácido palmitoleico es un gran aliado. (Imaxtree)

Sus características lo postulan como un excelente complemento alimenticio (hace cientos de años era uno de los alimentos básicos de los aborígenes australianos…). Su aceite, con un aroma muy particular, se puede utilizar para cocinar y, según la experta, aporta beneficios antioxidantes muy interesantes, reduce el riesgo de padecer diabetes de tipo 2 y algunas enfermedades cardiovasculares y ayuda en la aceleración del organismo. “Este óleo se extrae de las nueces a través de un prensado en frío para conservar mejor todas sus propiedades”, admite Sandra Sanchís, formadora de Natura Siberica.

placeholder Sus beneficios van más allá de la piel. (Imaxtree)
Sus beneficios van más allá de la piel. (Imaxtree)

Sus particularidades como ingrediente beauty

Lo primero que llama la atención del aceite de macadamia es su poder de penetración, lo que le permite una rápida absorción sin dejar una película grasa en la superficie. Sin embargo, los efectos que más le interesan a tu rutina de cuidado son:

placeholder Se absorbe rápidamente en la piel. (Imaxtree)
Se absorbe rápidamente en la piel. (Imaxtree)

  1. Proporciona una alta nutrición. “Su concentración en ácido palmitoleico, un ácido graso omega 7 bastante particular y que está presente en las lípidos de nuestras membranas logran una hidratación en profundidad”, apuntan desde Lico Cosmetics.
  2. Aporta elasticidad y ayuda a recuperar la firmeza. Estamos ante el protagonista de muchos tratamientos antiestrías.
  3. Repara la piel. Sobre todo la de las zonas más expuestas como las manos, el rostro e incluso los labios. Resulta ideal para trabajar las partes más castigadas mientras las preserva de las agresiones externas.
    El aceite de macadamia es un gran remedio tanto para la piel como para el cabello. (Imaxtree)
  4. Cuida del sol. Desde Natura Siberica aseguran que posee un ligero índice de protección natural, lo que le convierte en un perfecto candidato oleoso para incluir en las fórmulas que te cuidan del astro rey.
  5. Actúa a modo de aftersun. Gracias a su alto contenido en vitamina E, es perfecto para rehidratar la dermis tras un día de sol.
  6. Ayuda a tu melena. No solo nutre e hidrata las cutículas más resecas, también mima el cuero cabelludo estimulando su circulación, lo que fortalece el pelo y evita la aparición de caspa.
  7. Protege las cutículas: “Si aplicas unas gotas sobre el cabello tras el lavado, crea una película en el pelo que lo defiende de las agresiones”, afirma Estefanía Ferrer. ¿El plus? Se aclara con facilidad.

La gran pregunta: ¿se recomienda para todas las pieles?

placeholder Es apto incluso para las pieles grasas. (Imaxtree)
Es apto incluso para las pieles grasas. (Imaxtree)

Gracias a su peculiar composición (repleta de ácidos grasos) y al no ser un aceite comedogénico, es apto para todo tipo de cutis, “incluidos los que tienen tendencia al acné”, reconocen desde Lico Cosmetics. Es más, la experta admite que su contenido en ácido palmitoleico, también presente en el sebo que producimos de manera natural, ayuda a la regulación de la secreción de grasa en la dermis, realizando una función antibacteriana.

La única pega: las referencias pueden contener trazas de la nuez de macadamia, por lo que las personas con alergia a los frutos secos deben tener precaución.

African Essence Antiox Oil, de Lico Cosmetics

placeholder Lico Cosmetics.
Lico Cosmetics.

Se trata de un aceite facial, compuesto por cinco óleos diferentes (entre los que se encuentra el de macadamia), que hidrata en profundidad, nutre e ilumina la dermis mientras logra controlar la producción de sebo. Además, la fragancia de African Essence Antiox Oil, de Lico Cosmetics (43,90 euros), contiene sándalo, vetiver y pachulí… Te encandilará.

Gel de Ducha Oblepikha, de Natura Siberica

placeholder Natura Siberica.
Natura Siberica.


Convierte el momento del baño en un paraíso para tus sentidos con el Gel de Ducha Oblepikha, de Natura Siberica (5,35 euros). Al aceite de macadamia lo acompañan los óleos orgánicos de oblepikha de Altái y de argán de Marruecos para eliminar la suciedad mientras nutren profundamente la piel.

707 Nutri Glow, de Sofia Bertrand

placeholder Sofia Bertrand.
Sofia Bertrand.


707 Nutri Glow, de Sofia Bertrand (90 euros), es un booster de cuidado facial. Basta con añadir un par de gotas a tu crema de tratamiento diaria y conseguirás un extra de nutrición, iluminarás la piel y sublimarás el efecto de tu bronceado. Su ingrediente estrella es, cómo no, el aceite de macadamia ecológico.

Mascarilla Fructis Hair Food Macadamia, de Garnier

placeholder Garnier.
Garnier.

Sin siliconas y con un 98% de ingredientes naturales, la Mascarilla Fructis Hair Food Macadamia, de Garnier (5,95 euros, en Amazon), es tu mejor aliada para domar las melenas más complicadas. El óleo de nueces de macadamia permite disciplinar las cutículas hasta dejarlas pulidas y flexibles.

Miracle Lip Cream, de Benamôr

placeholder Benamôr.
Benamôr.

Aunque los ingredientes esenciales de Miracle Lip Cream, de Benamôr (8 euros, en Mumona.com), son el aceite de argán y la manteca de karité, la receta está enriquecida con rosa mosqueta y con los óleos de coco y macadamia. ¿El resultado? Una referencia muy nutritiva que trata los labios secos y agrietados.

Crema Anti-Aging Día y Noche, de Brookes

placeholder Brookes.
Brookes.

La Crema Anti-Aging Día y Noche, de Brookes (24,99 euros, en Amazon), es una opción unisex de cuidado facial, para todo tipo de pieles, que combina las bases de la cosmética tradicional con principios activos puros, certificados y de máxima calidad. Al ácido hialurónico se le suma aceite de rosa mosqueta, el de argán, el de jojoba… Y, por supuesto, el de macadamia. Disfrutarás de un fluido hidratante, antioxidante y reafirmante.

Q10 Rescue, de Casmara

placeholder Casmara.
Casmara.

Esta referencia de cosmética inteligente actúa durante la noche para reparar las dermis maduras y ayudar a regenerarlas. Q10 Rescue, de Casmara (69 euros), trabaja para minimizar los signos de envejecimiento cutáneo aliándose con los beneficios que ofrece el aceite de macadamia en su formulación.

Aceites Tendencias de belleza Piel seca Cabello
El redactor recomienda