Los cachorros de la familia Benjumea (Abengoa): aristócratas internacionales
  1. Famosos
GRANDES FAMILIAS

Los cachorros de la familia Benjumea (Abengoa): aristócratas internacionales

Los herederos de Javier y Felipe son 11 primos criados en Sevilla y en colegios internacionales. Algunos vuelan por su cuenta, otros trabajan de nuevo con su padre

placeholder Foto: Felipe Benjumea, expresidente de Abengoa. (EFE)
Felipe Benjumea, expresidente de Abengoa. (EFE)

Son una familia numerosa desde sus inicios, cuando el matrimonio formado por Javier Benjumea y Blanca Llorente tuvieron 12 hijos. Benjumea, miembro de una histórica familia andaluza, fundó Abengoa y quiso que sus dos únicos varones, Javier y Felipe, tomaran las riendas de la empresa cuando él se desvinculó del día a día. Y así fue. Con 10 hermanas, fueron los chicos quienes se pusieron al frente de Abengoa hasta la muerte del padre, en 2001, momento en el que el mayor, Javier, dejó el poder para pasárselo a su hermano Felipe por completo.

Ambos siguieron el ejemplo de sus padres y tuvieron muchos hijos. Javier, casado con Mónica Serra Goizueta, tuvo siete hijos. Felipe, casado con Blanca de Porres Guardiola, cuatro. Algunos han trabajado en algún momento para la empresa familiar aunque se desvincularon hace tiempo (en 2015 Felipe fue apartado de la empresa) y en estos momentos, cuando el barco de hunde, no queda ningún Benjumea. Con todo, son y serán los cachorros de Abengoa.

placeholder Alejandra y Blanca Benjumea de Porres.
Alejandra y Blanca Benjumea de Porres.

Miembros de la alta sociedad andaluza, cada vez que ha habido una boda, funeral, bautizo o comunión, se han dado cita los nombres ilustres del país. Del matrimonio de Felipe con la nieta de la IX marquesa de Castilleja del Campo nacieron Blanca, Alejandra, Felipe y Carla, cuatro brillantes estudiantes, formados en parte en Estados Unidos, que ahora tienen carreras dispares. Todos empezaron sus estudios de primaria en la Highlands de Sevilla, escuela religiosa y británica, aunque han pasado por colegios internacionales, internados y universidades de medio mundo.

De Sevilla a NYC

En 2016, la mayor, Blanca, se casó con Álvaro Argüeso Dávila, IV conde de Garvey, título que le cedió su madre, María Lourdes Dávila Ybarra. Álvaro trabajó durante un tiempo en la filial americana de Abengoa, donde su mujer había estudiado. Viven ambos en Nueva York y ella fue miembro del equipo de la consultora KMPG de la ciudad, según cuenta ella en su página de Linkedin. Licenciada en Business Administration en la Fordham University de Nueva York, cuenta con un diploma de la escuela gastronómica Le Cordon Bleu.

Ahora trabaja con su padre en H2B2, la empresa de energía sostenible que fundó Felipe Benjumea tras el fracaso de Abengoa. Una empresa que tiene gran presencia en Estados Unidos, según relatan ellos mismo en su página web.

Foto: Felipe Benjumea. (EFE)

Los hijos de Felipe Benjumea son quienes más datos públicos ofrecen de sus vidas. Alejandra, la segunda, casada con Fernando Domecq desde 2015 es, según cuenta ella misma, profesora de Arte en una escuela del barrio de Chamberí. Se formó en Historia, Arte y Marketing en Miami, trabajó unos años en el departamento de marketing de Abengoa y ahora en capital con su marido.

Felipe, por su parte, también estudió en Estados Unidos, en su caso en la Unviersidad de St. Louis, en el estado de Missouri. Trabajó también en Abengoa y se mudó después a Londres para trabajar en Natixis Corporate and Investment Bank. Ahora, trabaja en la familiar H2B2. Carla, la pequeña, se licenció en Global Business Management en la Regent’s University de Londres, trabajó para Abengoa, después para Mercer, Iberia y, según su Linkedin, es consultora en Deloitte desde 2018.

Boda sonada

Los hijos que Javier tuvo con la hija del marqués de San José de Serra son más desconocidos, quizás porque son muchos más y es más difícil seguirles el rastro a todos. Sabemos que Alfredo Benjumea Serra (el quinto de los siete) se casó en 2020 con Blanca Möller Andrade-Vanderwilde, una celebración que reunió a lo más granado de la sociedad andaluza. Alfredo es licenciado en Artes por la Universidad de Buckingham y ha trabajado en Teléfonica.

El resto de sus hermanos tienen perfiles muchos más discretos. Sabemos que una de sus hermanas, María (la sexta), trabaja en las Bodegas Palacio 1984, y que Javier (el segundo) se licenció en Derecho en la Complutense de Madrid y que es CEO en el Grupo Detector Madrid, según Linkedin.

Empresas familiares

Mónica, la mayor, mientras, es socia de Park Investments SL, una sociedad de holding con sede en Madrid de la que forman parte algunos miembros de su familia. Inés (la tercera) es la administradora única de la empresa Goiser Inversiones SL, en la que aparece junto a sus padres. Poco sabemos de Ignacio (el cuarto), quien en 2019 fue nombrado nuevo caballero maestrante de la Real Maestranza de Caballería de Sevilla, donde su padre fue teniente mayor.

placeholder Alejandra Benjumea, el día de su boda el año pasado.
Alejandra Benjumea, el día de su boda el año pasado.

Paloma Benjumea, la menor, se casó en 2011 (muy joven, a los 22 años) con el aristócrata Juan de la Mora y Piñeyro (hijo de César de la Mora y Armada y Silvia Piñeyro y Escrivá de Romaní). Juntos viven en Madrid y ambos son altos directivos: ella en Globalvia, donde es la directora de análisis financiero, y él en Quum Comunicación, donde es director de Operaciones y Desarrollo Corporativo, tal y como ellos mismos informan en Linkedin.

Es una familia numerosa desde sus inicios. Hemos hablado aquí de dos de los 12 hijos del fundador de Abengoa, lo que supone que nos hemos dejado a muchos primos por el camino. Primos que también tienen sus historias, algunas más truculentas que otras. Hay guerras por títulos nobiliarios, bodas con grandes nombres de la banca, políticos y hasta diseñadores de joyas. Los Benjumea han perdido Abengoa pero seguirán siendo siempre, decíamos, sus cachorros.

Familia Benjumea
El redactor recomienda