Ana Botín y Guillermo Morenés: matrimonio feliz de chiringuitos en Cantabria
  1. Famosos
VACACIONES

Ana Botín y Guillermo Morenés: matrimonio feliz de chiringuitos en Cantabria

La presidenta del Banco Santander y su marido pasan sus vacaciones en la finca que tienen en una pequeña localidad cántabra. Comparten imágenes de su día a día en chándal o tomando algo

Foto: Ana Botín y Guillermo Morenés. (Instagram)
Ana Botín y Guillermo Morenés. (Instagram)

Mientras el resto de España se asfixiaba estos días en una ola de calor que ha marcado récords históricos, un rinconcito de España vivía ajeno, inmerso en nubes, lluvia y temperaturas no superiores a los 20 grados. En esa bombonera de prados frescos es donde tiene su lugar de retiro Ana Botín, que en estos días de verano suele regalarnos sus imágenes más naturales y alejadas del encorsetamiento bancario. La presidenta del Banco Santander y el resto de los Botín son cántabros por origen y por vocación, un orgullo que lucen en sus redes sociales, salpicadas de verdes infinitos y cielos encapotados.

Ana Botín viaja a menudo entre Madrid, Londres o Latinoamérica, pero sus raíces están en Cantabria. Cuando Jesús Calleja le preguntó a Botín en 'Planeta Calleja' cuál era su sede, ella replicó inmediatamente: "Santander, Santander es más mi casa". En ese mismo programa pudimos conocer algo más a Guillermo Morenés, el marido de Botín. "Yo no podría haber hecho la mitad, ni un tercio de lo que he hecho, sin Guillermo", confesaba la banquera al explorador. El inversor, también presente en la aventura televisiva de su mujer, quiso puntualizar también: "Estamos juntos desde el primer día porque nos hemos respetado mucho, he respetado a mi mujer y ahora la admiro mucho".

El verano es proclive también a que el inversor se deje ver en las redes de su mujer. Aunque él reside en Londres la mayor parte del año, el matrimonio reúne a la familia en vacaciones. En unas imágenes compartidas por Ana Botín en su perfil de Instagram estos días, se les ve sonrientes, saliendo de su local preferido de la zona, el chiringuito El Puntal, y disfrutando como una pareja anónima más de sus días de ocio.

Casa en Carriazo

Botín y Morenés tienen una casa en Carriazo, un pequeño municipio que no llega a los 200 habitantes que pertenece a la localidad cántabra de Ribamontán al Mar, justo en la orilla opuesta a la ciudad de Santander, con lo que las vistas (y la tranquilidad) están aseguradas. La banquera ya tiene desde hace décadas una casa en esta pequeña localidad que linda con la iglesia de San Martín, aunque en 2016 Morenés y Botín adquirieron una finca de 74.055 metros colindante con la suya, quizá para albergar a sus tres hijos, cada uno con su propia familia.

En Carriazo, según ella misma ha contado, la presidenta del Banco Santander cambia las verduras de los huertos de la zona por aceite. Se dedica a leer, dar paseos con su familia (sus hermanos tienen también casas por la zona), comer bien y olvidarse de su personaje unos días al año. También practica yoga y juega al golf, dos de sus grandes aficiones. Su marido es un gran amante del surf, actividad que, gracias a la bravura del mar Cantábrico, resulta fácil practicar en las playas cercanas a su casa.

"Pronto podemos volver"

Durante el confinamiento eran frecuentes los lamentos de Botín en redes sobre cuánto echaba de menos Cantabria. “Estas fotos las hicimos el verano pasado, son playas de Ribamontán al Mar, en Cantabria. Pronto podremos volver” o “Cosas que echo de menos: poder pasar un fin de semana en Cantabria y cenar en el chiringuito del Puntal”, la considerada mujer más poderosa de España expresaba sus ganas de poder regresar a la tierra que la vio nacer.

Aunque la presidenta del Banco Santander ha pasado buena parte de su vida residiendo en el extranjero, mantiene intacta esa pasión por la tierruca en la que vivió hasta los 13 años. Era unos de los puntos en común de Ana con su padre, el desaparecido banquero Emilio Botín.

Gesto con su madre, Paloma

Su madre, Paloma O’Shea, vasca de nacimiento e irlandesa por raíces familiares, también comparte con su hija el amor por Cantabria. Hace un par de días, coincidiendo con el santo de su madre, Ana colgaba en sus redes sociales una foto del regalo que le había preparado: un precioso ramo de hortensias, de ésas que crecen solas en la cornisa cantábrica, y un cesto de verduras: "Felicidades a mi madre por su santo (su regalo de la huerta de nuestro vecino, ¡gracias!) y a mi hermana Paloma".

La presidenta del Banco Santander llegó a Cantabria en julio, o eso se desprende de las imágenes que han compartido ella y su sobrina, Carmen Ballesteros. Antes había aprovechado algún fin de semana para visitar las playas de Somo. "En Cantabria las playas, las verduras y las flores (las peonías de la foto son de nuestro jardín) son espectaculares", escribe Botín junto a varias imágenes de la playa.

Botín aprovecha sus post más relajados para apoyar los negocios de la zona, desde las escuelas de surf a las carnicerías o los restaurantes. Es una manera de poner su granito de arena y de apoyar a alguno de los establecimientos que visita habitualmente, y no solo gastronómicos: "Aquí estoy con el regalo de Júlia -los pantalones son de una de las tiendas de surf de Somo, perfectos para hacer deporte o ir a la playa en Cantabria-".

Ana Patricia Botín Vacaciones
El redactor recomienda