Harry y Guillermo separados y música elegida por él mismo: así será el funeral del duque
  1. Casas Reales
ACORDE CON SUS DESEOS

Harry y Guillermo separados y música elegida por él mismo: así será el funeral del duque

Buckingham ha compartido este jueves más detalles sobre el que será el último adiós al marido de la reina Isabel, despejando las dudas sobre si habrá foto de los dos hermanos

placeholder Foto: Guillermo y Harry, en una imagen de archivo. (Reuters)
Guillermo y Harry, en una imagen de archivo. (Reuters)

Parece definitivo: no habrá foto del príncipe Harry y Guillermo juntos en el funeral de su abuelo, el duque de Edimburgo. Era una de las imágenes más esperadas que se podían dar este próximo sábado, la primera de los dos hermanos juntos tras las desavenencias que han tenido por el Megxit, acentuadas por la entrevista que los Sussex concedieron a Oprah. Y la despedida del príncipe Felipe es una oportunidad para analizar sus gestos, comprobar si han limado asperezas o la tensión sigue establecida entre ellos. Pero Buckingham ha hecho todo lo posible por evitar la imagen, tal y como hemos sabido en su último anuncio, en el que se han desvelado muchos detalles del funeral, como que Harry y Guillermo estarán separados o que la música que sonará en la capilla ha sido seleccionada por el propio duque.

Los actos de despedida comenzarán cuatro horas antes del funeral, con el traslado del ataúd desde la capilla privada -donde ahora descansa- al salón interior del castillo de Windsor, algo de lo que se encargará un grupo de portadores del Primer Batallón de Granaderos de la Compañía de la Reina. De ahí, será llevado hasta la entrada estatal del castillo para que dé comienzo la procesión fúnebre, en la que ya entrarán en juego los familiares del duque de Edimburgo. El féretro estará cubierto por el estandarte personal del príncipe, con su gorra naval y su espada colocadas encima y será trasladado en un Land Rover que el propio duque ayudó a diseñar hace 18 años. Una muestra de lo claro que tenía cómo quería que fuera su funeral.

El coche hará el recorrido flanqueado por los cuatro hijos del duque de Edimburgo. Y tras ellos, sus tres nietos varones de más edad. Sería entonces cuando veríamos a los príncipes Guillermo y Harry juntos, pero entre ellos estará Peter Phillips, su primo y nieto mayor de la reina Isabel, sin que Buckingham haya dado una explicación oficial a esta decisión. Los tres caminarán tras el Land Rover con el ataúd del duque de Edimburgo y seguidos de Tim Laurence, marido de la princesa Ana, y el conde de Snowdon, hijo de la fallecida princesa Margarita. El grupo lo cerrarán varios trabajadores cercanos al príncipe Felipe, entre ellos, el brigadier Archie Miller-Bakewell, descartándose así que pudiera acompañar a la reina Isabel durante la procesión, como se había apuntado en un principio.

Mientras, la monarca seguirá la procesión en su Bentley, acompañada de una dama de confianza. El resto de asistentes al funeral no participarán en la procesión, lo que incluye a Camilla, Kate Middleton, la princesa Eugenia y Jack Brooksbank, la princesa Beatriz y Edoardo Mapelli, Zara y Mike Tindall, la condesa de Wessex con sus dos hijos, Lady Louise y Lord James, el duque de Kent, el duque de Gloucester y la princesa Alexandra, además de tres familiares del duque de Edimburgo que han viajado expresamente desde Alemania: un nieto de su hermana Margarita, un nieto de su hermana Teodora y el actual jefe de la Casa Hesse, representando así a sus hermanas Cecilia y Sofía.

placeholder Preparativos para el funeral del duque. (Getty)
Preparativos para el funeral del duque. (Getty)

Una vez en la capilla de San Jorge, se guardará un minuto de silencio antes de comenzar con el funeral, en el que el príncipe Harry y el príncipe Guillermo tampoco estarán juntos. Además de que entrarán por separado, ya que el duque de Cambridge lo hará antes que su hermano y junto a su primo Peter Phillips, las restricciones obligan a que todos los asistentes guarden la debida distancia interpersonal, además de llevar mascarillas durante todo el servicio religioso, en el que veremos a la reina Isabel sentada en primera fila y sin la compañía de ningún familiar.

Los deseos del duque de Edimburgo para su propio funeral se han respetado al máximo. Él mismo dejó claras algunas de las directrices que, por supuesto, se van a cumplir a rajatabla. Una de ellas tiene que ver con la música. Habrá un coro de cuatro personas, situado lejos de los invitados, que interpretarán una selección de canciones escogida expresamente por el marido de la reina Isabel. En este punto también se han tenido muy en cuenta las medidas anticovid, ya que se ha pedido a los asistentes que no canten, como medida de prevención.

El otro detalle en el que se va a reflejar la personalidad y deseos del príncipe Felipe es la disposición del altar, en el que se verá una selección de sus insignias, también elegida por él, en la que se incluyen la de la RAF, la Orden del Elefante de Dinamarca o condecoraciones de Grecia, su país natal. Todas ellas estarán dispuestas en el altar, cosidas en nueve cojines para mostrar los logros, personales y profesionales, en los casi 100 años del duque de Edimburgo, al que los Windsor y el Reino Unido despedirán este sábado sin pompa, respetando sus deseos y su inolvidable personalidad.

Señor con maletín

Detrás de toda gran historia hay otra que merece ser contada

Conoce en profundidad las 20 exclusivas que han convertido a El Confidencial en el periódico más influyente.
Saber más
Príncipe Harry Duque de Edimburgo
El redactor recomienda