La generosidad de Xandra Falcó con Esther Doña, la viuda de su padre
  1. Famosos
COMPRENSIVA Y DISCRETA

La generosidad de Xandra Falcó con Esther Doña, la viuda de su padre

La hija del marqués de Griñón contestó con naturalidad a las preguntas sobre el nuevo romance de Esther Doña, viuda de su padre, con el juez Santiago Pedraz

Foto: Xandra Falcó. (EFE)
Xandra Falcó. (EFE)

Xandra Falcó ha sido la hija que más relación tuvo con el añorado marqués de Griñón. Este fin de semana acudió a los Premios Escaparate en Sevilla para recoger la escultura y agradecer el homenaje que el viernes le brindaban a su padre.

La marquesa de Mirabel, título que recibió de su abuela Hilda Fernández de Córdoba, recordó a su padre con un poema de Machado. El marqués nació en el palacio de Dueñas donde se encuentra el limonero de dicho poema.

Foto: Tamara Falcó. (Gtres)

Además de dar las gracias por el reconocimiento y de asegurar lo feliz que era Carlos Falcó en Sevilla, no tuvo inconveniente en responder a las preguntas de la prensa presente en la cena. Una de las cuestiones tenía que ver con Esther Doña. La viuda del aristócrata, cuyo libro “La vida de un gran hombre a través de mis ojos” saldrá en breve a la venta, publicitaba este verano su romance con el juez Santiago Pedraz. Aparecían compartiendo vacaciones y momentos lúdicos y felices en el Instagram de la que fue marquesa de Griñón consorte.

placeholder Xandra Falcó en los Premios Escaparate. (Gtres)
Xandra Falcó en los Premios Escaparate. (Gtres)

Xandra Falcó respondió con naturalidad cuando la preguntaron por el tema y sin querer crear ningún tipo de polémica: "Me parece muy bien que continúe y siga adelante y me alegro por ella. Es una persona que ha querido a mi padre mucho y ahora está rehaciendo su vida."

Esta generosidad también la manifestó en el funeral de su padre, que se celebró en la basílica de San Francisco El Grande en junio. A pesar de ciertos rumores que aseguraban que no estaba avisada por los hijos, la presencia de Esther Doña en la liturgia religiosa desbarató las maledicencias.

La novia del juez de la Audiencia Nacional ocupaba el primer banco junto a Xandra y sus hermanas. En el otro y manteniendo las medidas sanitarias, los hombres. Una manera de actuar de los hijos de Griñón que se han caracterizado por la discreción a la hora de catalogar el que fuera el cuarto matrimonio de su padre. Quizás, por su manera de ser más extrovertida, fue Tamara la que en los primeros momentos del noviazgo se tomaba con distancia la decisión afectiva de su padre y así lo comentaba a la prensa.

placeholder Esther Doña en un posado realizado por Santiago Pedraz. (Instagram)
Esther Doña en un posado realizado por Santiago Pedraz. (Instagram)

Xandra Falcó fue la hija que más trato directo tuvo con Griñón. Trabajaban juntos en la bodega, le acompañaba en los viajes profesionales por medio mundo para promocionar el vino y el aceite y compartieron decisiones en el Círculo Fortuny. Esta asociación fue fundada por el marqués en el 2009 para promover dentro y fuera de España marcas de excelencia, tanto en el aspecto cultural como comercial.

Hasta el año 2003, la hija primogénita tenía una vida laboral al margen de la de su padre, aunque desde pequeña su relación con el campo era habitual gracias a la herencia paterna recibida de su abuela, Hilda Fernández de Córdoba. Estudió Marketing y Dirección de Empresas y este currículum, unido a un carácter fuerte y emprendedor, sirvió para formar un buen equipo con el 'jefe', que así le llamaban los mayores.

Coincidiendo con la llegada de Esther Doña a la vida de su padre, Xandra Falcó dejó su trabajo diario en la bodega de Malpica del Tajo (Toledo) para dirigir su vida profesional en otros proyectos. En este sentido la marquesa de Mirabel nunca tuvo un comentario que pudiera molestar a su padre y oficialmente esa “separación” laboral era solo en los temas que afectaban a la bodega. En el Círculo Fortuny, continuaban en el mismo equipo.

placeholder Esther Doña y Carlos Falcó. (EFE)
Esther Doña y Carlos Falcó. (EFE)

El noviazgo del marqués de Griñón con Esther Doña fue una sorpresa para las amistades del aristócrata y para sus hijos. Después se convirtieron en pareja de hecho y por fin se casaron en el Rincón el 22 de julio de 2017. Fue una boda privada y secreta. El concejal amigo de Aldea del Fresno fue el encargado de oficiar la ceremonia civil en el palacio solo con dos testigos, uno de ellos el abogado Matías Cortes.

Sus hijos se enteraron por la prensa del nuevo estado civil de su padre. En septiembre de ese mismo año, el estrenado matrimonio organizaba una fiesta en el palacio de Aldea del Fresno. Solo acudió Duarte, el hijo que Falcó tuvo con Fátima de la Cierva. El resto se mantuvo al margen de la exclusiva.

Xandra contaba a Vanitatis la fuerte relación y admiración que sentía por su padre, que en estos últimos años asumió también el papel de hija protectora. “Ha sido un gran innovador y tuvo la capacidad de colocar en el mundo el vino de calidad. Yo he visto cómo se plantaban los primeros viñedos, cómo funcionaba la bodega y el éxito de los primeros premios. El campo es fundamental en nuestras vidas y mis hijas disfrutan ahora como lo hacía yo de pequeña”.

Esther Doña
El redactor recomienda