Cinco variantes de la plancha para tonificar tus abdominales
  1. Estilo
  2. Ocio
No te aburras

Cinco variantes de la plancha para tonificar tus abdominales

Apuesta por diferentes opciones a la hora de entrenar, estas variaciones de planchas pueden ayudarte a hacer tus rutinas más dinámicas y trabajar tus abdominales

placeholder Foto: Variantes de la plancha para trabajar los abdominales. (GMB Monkey para Unsplash)
Variantes de la plancha para trabajar los abdominales. (GMB Monkey para Unsplash)

La plancha es un ejercicio físico que se apoya en el propio peso corporal y con el que trabajamos en especial la zona del core -que hacer referencia a los músculos abdominales, lumbares, de la pelvis, los glúteos y la musculatura profunda de la columna-, aunque lo cierto es que casi todo el cuerpo interviene para realizarla. Por eso es uno de los ejercicios que no suele faltar en las rutinas de entrenamiento, sobre todo cuando queremos una forma fácil y práctica de trabajar la fuerza.

Este ejercicio isométrico no requiere material específico por lo que no es necesario acudir a un gimnasio, ni siquiera salir a la calle, para ponerlo en práctica. Lo más habitual es comenzar con la plancha tradicional, apoyada sobre los antebrazos, colocados en paralelo, y la punta de los pies, con el cuerpo formando una línea recta de la cabeza a los pies y manteniendo activo el core para fortalecerlo, asó como los glúteos y las piernas.

placeholder Variantes de plancha para trabajar los abdominales. (Julia Ballew para Unsplash)
Variantes de plancha para trabajar los abdominales. (Julia Ballew para Unsplash)

Gracias a la plancha podremos trabajar todo el cuerpo, porque también intervienen músculos de las piernas y los brazos. Esto no quiere decir que no sea estupendo para potenciar el trabajo abdominal, sin embargo al ser estático, puede llegar a resultarnos monótono haciendo que nos sintamos estancadas, por eso te proponemos algunas variaciones de este ejercicio físico con las que, no solo incidiremos en el trabajo en esta zona, también haremos las rutinas deportivas más interesantes.

Variantes de la plancha

Una opción estupenda para sumar un poco de trabajo de brazos es probar a hacer una plancha alta tocando los hombros. Como su nombre indica, es parecida a una plancha tradicional, pero más dinámica y, en lugar de apoyarte en los antebrazos, lo harás en las palmas de las manos, que quedarán bajo los hombros. El ejercicio es sencillo, en posición de plancha, tocar el hombro izquierdo con la mano derecha y viceversa, eso sí, la clave es mantener quieto el resto del cuerpo.

placeholder Variantes de plancha para trabajar los abdominales. (LYFE Fuel para Unsplash)
Variantes de plancha para trabajar los abdominales. (LYFE Fuel para Unsplash)

Otra de las versiones que también implica un mayor ejercicio de brazos, es la plancha con cambio de apoyos. Para este ejercicio de nuevo partimos de una posición de plancha alta y tendremos que flexionar los brazos uno a uno, cambiando el apoyo de la palma de la mano al antebrazo. Después, también de uno en uno, regresamos a la posición original. Repite varias veces alternando los brazos y recuerda mantener el core activo y no arquear la zona lumbar.

Necesitarás tener un poco de equilibrio para la siguiente variación, una plancha Superman en la que reduciremos la zona de apoyo a la mitad. Partiendo de una posición de plancha alta, con los brazos extendidos, tendremos que elevar uno de los brazos y la pierna contraria, hasta que queden paralelos al suelo; después será necesario repetir el ejercicio con el brazo y la pierna contrarios. De esta forma, además de la zona abdominal también trabajamos glúteos y pectorales.

placeholder Variantes de la plancha para trabajar los abdominales. (Christopher Campbell para Unsplash)
Variantes de la plancha para trabajar los abdominales. (Christopher Campbell para Unsplash)

Un ejercicio muy eficaz para los abdominales inferiores es la plancha con puente, para realizar esta variante partimos de la posición de plancha tradicional, con los antebrazos apoyados en el suelo. Así, elevamos la cadera de forma controlada, sin flexionar las rodillas, hasta formar una suerte de triángulo con el cuerpo. Después regresa a la posición inicial.

La última de las opciones que te traemos es también un poco distinta porque se trata de una plancha lateral con rotaciones. Desde una plancha alta, con los brazos estirados, elevamos uno de los brazos mientras giramos el cuerpo hasta que este quede completamente en línea, con una mano apoyada en el suelo y la otra formando una cruz y apuntando hacia el techo. Regresamos a la posición original y hacemos el mismo movimiento con el otro lado. Repite el ejercicio alternando brazos.

placeholder Variantes de la plancha para los abdominales. (Jeremy Chen para Unsplash)
Variantes de la plancha para los abdominales. (Jeremy Chen para Unsplash)

No lo dudes, las planchas pueden ser tus mejores aliados para trabajar la zona abdominal, pero recuerda que, si quieres ver resultados, tendrás que compaginarlos con una dieta equilibrada y otros consejos y trucos que te ayuden a reducir la grasa abdominal. Sin duda el consejo de un experto podrá serte de gran utilidad para lograrlo.

Piernas Brazos Glúteos
El redactor recomienda